Introducción

Ortodoncias, terceros molares, aspecto facial y mal aliento son solo algunas de las pocas cosas nuevas de las que tienen que preocuparse. Debido a que los niños están ocupados con la escuela, puestos de trabajo, actividades deportivas y sociales, además de comer mucha comida basura, tienen una situación propicia para los problemas dentales, como las caries.

La mejor manera para los adolescentes para disfrutar de una bonita sonrisa y unos dientes saludables es continuar los buenos hábitos orales iniciados tempranamente en la infancia.

Aquí hay algunos consejos para ayudar a su hijo a prevenir las caries a través de la adolescencia:

Anime a su adolescente a tomar un buen cuidado de sus dientes. Esto significa cepillarse los dientes al menos dos veces al día y usar el hilo dental diariamente. Los adolescentes se preocupan mucho de su apariencia. Ayude a su adolescente a entender que una mala higiene oral puede provocar manchas, mal aliento, pérdida de dientes y muchos otros problemas dentales.

Dé el ejemplo. Si cuida bien sus dientes, el adolescente verá que una buena higiene oral es importante para usted. Sus conversaciones y advertencias no le parecerán hipócritas y llevarán un mayor peso.

Tenga disponibles en el cuarto de baño cepillos de dientes suaves, de colores, hilo dental con sabor o de plástico y una crema dental con buen sabor. Puede incluso mantenerlos en la cocina para un uso rápido cuando los adolescentes están con prisa.

No compre comida chatarra, mantenga variedad de frutas y verduras en casa.

Hable con sus hijos adolescentes sobre los peligros de fumar y los riesgos para la salud oral que puede causar. Además, algunos adolescentes se ven presionados socialmente para empezar a fumar o para hacerse piercings bucales. Es importante que los padres presenten los peligros para que sus hijos adolescentes conozcan las consecuencias de sus decisiones.

Comprensión

Conforme los adolescentes continúan creciendo, estos se enfrentan a determinados problemas dentales, como el uso ortodoncias o la extracción de las muelas del juicio. Muchos de estos procedimientos son una parte normal de la vida, mientras que otros son pasos proactivos que los dentistas toman para ayudar a asegurar una buena salud oral.

Aquí hay algunas cosas buenas para compartir con su hijo:

La ortodoncia es más que una bonita sonrisa. Unos dientes rectos también son más fáciles de limpiar, promueven unas encías saludables, dan un aspecto facial equilibrado y son menos propensos a fracturarse.

Las muelas del juicio, también llamados terceros molares, no siempre tienen suficiente espacio para que surjan al final de la adolescencia, comienzo de los 20. Las muelas del juicio impactadas pueden dañar los dientes cercanos o causar infecciones y pueden necesitar una atención especial.

El mal aliento o halitosis, generalmente proviene de bacterias que se forman en la lengua. En muchos casos, un simple cambio en los hábitos de higiene oral de su hijo adolescente puede arreglarlo, comenzando con una buena higiene oral, cepillando la lengua y realizando visitas regulares a su dentista.

El blanqueamiento de los dientes se puede realizar con pasta de dientes blanqueadora, enjuagues bucales y cepillos de dientes. El dentista también ofrece opciones de tratamiento de blanqueamiento que se realizan en el consultorio y en casa.

Los productos relacionados con el tabaco contienen toxinas que pueden causar varios tipos de cáncer, enfermedades periodontales, mal aliento, decoloración de los dientes y un sentido del olfato disminuido. Es más fácil dejar el hábito de fumar antes que más tarde.

Las piercings orales pueden tener efectos adversos sobre la salud de la lengua, labios, mejillas y úvula. Pueden ocurrir problemas orales asociados con la ingestión/aspiración de joyería, discapacidad del habla, dientes fracturados y recesión gingival. Los profesionales dentales son un gran recurso ya que pueden educar a los adolescentes sobre los riesgos y posibles complicaciones de los piercings orales.

Planificación

Cuidar los dientes significa protegerlos en todo momento. Dependiendo de donde esté y qué esté haciendo, ciertas medidas pueden ayudar a prevenir lesiones e infecciones.

La práctica de deportes

Debido a la propia naturaleza de ciertos deportes, especialmente fútbol, hockey, béisbol y baloncesto, la Asociación Dental Americana recomienda usar un protector bucal. Estos dispositivos normalmente cubren los dientes superiores y pueden ayudar a amortiguar un golpe en la cara, minimizando el riesgo de dientes rotos y de lesiones de los tejidos blandos de la boca. Los protectores bucales también pueden reducir el riesgo de fracturas o perdidas dentales durante juegos o entrenamientos y ayudar a proteger los dientes, labios, lengua, cara y mandíbula.

El cepillado y uso del hilo dental con ortodoncia

Si su higiene dental no era la mejor antes de llevar ortodoncia, es el momento para mejorar en eso. El cuidado de sus dientes y encías se convierte en extra importante cuando usas ortodoncia, y cuidar de estos significa tomarse el tiempo para cepillarse los dientes y usar hilo dental regularmente. Utilice un cepillo de dientes con cerdas suaves, pasta dental con flúor y sea delicado cuando se cepille y use hilo dental para retirar residuos de comida y placa dental de entre los dientes y las encías y los brackets de la ortodoncia.

Estos son algunos consejos extras:

Cepíllese los dientes y use hilo dental después de las comidas para ayudar a deshacerse de los alimentos atorados entre los dientes o en los alambres de su aparato y brackets.

Sea delicado con el hilo dental. Usando un enhebrador de hilo dental, pase el hilo a través del enhebrador, cuidadosamente páselo sobre el alambre del aparato y después páselo entre dos dientes. Haga una forma C alrededor del diente y con un movimiento de vaivén en cada extremo del hilo eliminé la placa y los restos de alimentos en o por debajo de la línea de las encías.

Omita cualquier alimento pegajoso, chicloso, duro como caramelos o dulces y palomitas de maíz o pretzels duros y asegúrese de evitar masticar hielo.

Los adolescentes que se muerden las uñas o mastican bolígrafos, pueden dañar fácilmente sus aparatos.

Cirugía de la muela del juicio

La exodoncia quirúrgica, en el caso de extracción de muelas del juicio impactadas, generalmente causa más dolor después del procedimiento que las exodoncias simples. El nivel de malestar y cuánto dura depende de lo difícil que fue quitar el diente o dientes. Su dentista puede recetarle algún medicamento contra el dolor por unos días y después sugerirle un fármaco antiinflamatorio no esteroide (AINE). La mayor parte del dolor desaparece después de un par de días.

¿Todo está cambiando? No se olvide de cuidar sus dientes

Muchos cambios ocurren durante la adolescencia, pero eso no significa que los dientes deben sufrir. Practique una buena higiene oral con uno de estos productos para adolescentes.

  • Colgate® Plax Ice Glacial

    El nuevo Colgate Plax Ice Glacial presenta una fórmula exclusiva con tecnología X-Freeze que proporciona frescura intensa sin quemar. Cuando te sientes bien contigo mismo, tu confianza aumenta.
  • Colgate® Plax Ice Infinity

    Colgate Plax Ice Infinity contiene millones de microcristales de frescura que dejan tu aliento mucho más fresco y sin sensación de ardor en tu boca.
  • Colgate® Plax Ice

    Adicional a una mega frescura ayuda a matar los gérmenes que causan la gingivitis, la placa bacteriana y el mal aliento.