La Colaboración Entre El Médico Y El Dentista Es Necesaria Para El Tratamiento De Osteoporosis

Los médicos y dentistas deberían colaborar para mejorar la detección temprana y el tratamiento de pacientes que tienen o que podrían desarrollar osteoporosis, expresan los investigadores en el artículo de portada de la edición de mayo del Diario de la Asociación Dental Americana.

Los autores del artículo, “Osteoporosis y sus Implicaciones para Pacientes Dentales,” revisaron la bibliografía médica y dental para analizar el efecto de la osteoporosis sobre la salud pública en los Estados Unidos. Ellos también evaluaron las implicaciones de proveer cuidado dental a personas que tienen o están en riesgo de desarrollar osteoporosis.

Según los autores, la bibliografía indicó que la osteoporosis y las fracturas relacionadas son más comunes que la enfermedad coronaria, derrame cerebral y el cáncer de seno. Las fracturas que se originan de la osteoporosis pueden afectar la calidad de vida del paciente, así como también dar lugar a la deficiencia funcional y el aumento del cuidado de la salud y mortalidad.

Su búsqueda bibliográfica también reveló que el control médico de osteoporosis incluye control de dieta, ejercicio de carga, suspender la ingesta de tabaco y alcohol y el uso de medicamentos—incluyendo los moduladores selectivos receptores de estrógeno, calcitonina, agentes anabólicos y bifosfonatos—que se han asociado con el desarrollo de necrosis ósea de la mandíbula.

Los autores determinaron que es importante el control de la salud oral en pacientes con osteoporosis y que los cambios a la terapia de bifosfonato u otro tratamiento médico deberán realizarse, solamente después de consultarlo al médico del paciente. “Los dentistas necesitan comprender la osteoporosis, sus tratamientos y sus complicaciones para proporcionar la atención adecuada,” escriben los autores.

Todos los profesionales para el cuidado de la salud involucrados en la atención de todos los pacientes dentales, particularmente de pacientes que están tomando bifosfonatos orales, deben discutir las decisiones del cuidado del paciente con el médico del paciente, concluyen los autores.

© 2018 Asociación Dental Americana. Todos los derechos reservados. La reproducción o la publicación se encuentran terminantemente prohibidas sin el permiso previo por escrito de la Asociación Dental Americana.

OTROS ARTÍCULOS

Afecciones comunes en ADULTOS DE MÁS DE 55 AÑOS

  • Enfermedad de las encías
    Esta afección potencialmente grave ocurre cuando los tejidos que rodean las encías se infectan debido al aumento de la placa de los dientes y las encías. La gingivitis es la primera etapa de la enfermedad de las encías y se reconoce en la inflamación, enrojecimiento o sangrado de las encías. La enfermedad de las encías es una preocupación de los adultos mayores debido a una serie de razones, incluido el aumento de la placa en los dientes y las encías por no haber desarrollado hábitos de cuidado bucal adecuados antes durante la vida.

  • Caries dentales o de raíz
    Aún con más de 55 años, los adultos pueden desarrollar caries o caries en la raíz si la recesión de las encías ya ha ocurrido. Es importante que los adultos mayores se limpien los dientes, las encías y las superficies de las raíces expuestas de forma eficaz, a fin de remover la placa y los desechos de comida.

  • Dientes sensibles
    En algún momento todos hemos rechazado un agradable vaso de agua fría haciendo una mueca ante una sensación aguda y de hormigueo en los dientes. Varios factores causan sensibilidad dental, incluido el cepillado demasiado agresivo con un cepillo de cerdas duras, el esmalte dental gastado, una grieta o fractura dental.

Ayude a su boca a envejecer con gracia

Cuidar de la boca es aún tan importante como siempre. Pruebe uno de nuestros productos para mantener la sonrisa sana a cualquier edad.