Gel para dentición: Precauciones y alternativas

Bebé dentando y sonriendo

Debido al dolor que ocasiona, la dentición puede ser un momento desafiante tanto para los padres como para los hijos. En el pasado, la aplicación de geles para la dentición era un método popular para sobrellevar el proceso. A pesar de que un gel que se frota directamente sobre las encías inflamadas de su bebé podría parecer una solución perfecta para el dolor, estos productos no suelen ser tan útiles como parecen, ya que la saliva en la boca de su hijo enjuagará el gel con rapidez.

Además, en la actualidad la Administración de Alimentos y Medicamentos de los E.U.A. (Food and Drug Administration, FDA) desaconseja el uso de los geles de dentición, muchos de los cuales todavía se venden sin receta.

La benzocaína ya no se recomienda

Muchos de los geles de venta sin receta contienen benzocaína. Es común encontrar este analgésico en los geles para la dentición como Anbesol, Hurricane, Orajel, Baby Orajel y Orabase. Debido a que hubo informes de que el analgésico podría tener como efecto secundario un trastorno sanguíneo poco frecuente llamado metahemoglobinemia, la FDA ahora les recomienda a los padres abstenerse del uso de los tratamientos para dentición que contengan benzocaína.

Se informaron casos de metahemoglobinemia tanto por líquidos como por geles, incluso cuando estos tenían concentraciones mínimas del 7,5 por ciento de benzocaína. Las señales de este trastorno sanguíneo incluyen color pálido y grisáceo en los labios y la piel, dolores de cabeza, fatiga, confusión, mareo, falta de aliento y un aumento en el ritmo cardíaco. Estos síntomas pueden aparecer después de la primera aplicación de benzocaína o después de varios usos.

Alternativas a los geles para dentición

La Academia Americana de Pediatría (American Academy of Pediatrics, AAP) recomienda darle a su hijo un anillo de dentición frío, pero no congelado, para ayudar con la molestia y el dolor de la dentición, o usar el dedo para frotarle las encías a su bebé.

Si le quiere dar una ayuda adicional a su hijo con el dolor y la inflamación, podría usar dosis infantiles de paracetamol o ibuprofeno, pero antes consúltelo con su pediatra para descartar cualquier otra posible causa de la molestia.

La finalidad de este artículo es fomentar la comprensión y el conocimiento de temas generales de salud oral. Su propósito no es sustituir la opinión, el diagnóstico o el tratamiento profesionales. Solicita siempre la opinión experta de tu dentista u otro proveedor de salud Calificado y Dile siempre cualquier pregunta que tengas en relación con alguna enfermedad o tratamiento médico.

OTROS ARTÍCULOS

Principales consejos para un buen cuidado bucal durante la INFANCIA

He aquí algunas maneras para cuidar los dientes y encías de tu bebé:

  • Antes de que le nazcan los dientes, limpia las encías de tu bebé y luego los dientes frotando un trapo limpio y húmedo a lo largo de las encías superiores e inferiores.

  • Cuando le nazcan los dientes, comience a cepillárselos al menos dos o tres veces al día con un cepillo dental de cedras suaves y con agua.