Cómo surge el dolor de los nervios dentales

Hombre joven con dolor de muela

Usted conoce muy bien la sensación: los ojos se cierran de golpe, mientras la mano sale disparada hacia un lado de la cara. Después de comer o beber algo que le ha causado estragos a alguno de sus dientes, queda claro que el dolor no dura mucho, pero puede presentarse constantemente a lo largo del día.

Aunque el dolor de los nervios dentales no es divertido, es algo que casi todos hemos experimentado. Ya sea por una cavidad o un diente picado, el deterioro del nervio dental con frecuencia conduce al dolor que siente. A continuación, le presentamos algunos alimentos y bebidas que debe evitar cuando tenga dolor de los nervios dentales, así como un vistazo de cómo puede llegar a quedar expuesto un nervio en primer lugar.


Hablemos sobre los dientes

Cada diente está compuesto de cuatro partes: el esmalte, la dentina, el cemento dental y la pulpa. El esmalte es la sustancia más fuerte del cuerpo, de acuerdo con la Asociación Dental Americana (American Dental Association, ADA), y su propósito es proteger la corona dental. Después de esta capa se encuentra el cemento dental, que protege la raíz del diente por debajo del borde de las encías.

Luego está la dentina, aunque no es tan densa como el esmalte o el cemento dental. En el interior de la dentina hay unos túbulos microscópicos, los cuales se conectan con la pulpa dental. La pulpa contiene los nervios dentales, de modo que, cuando se desgasta la dentina, algunos alimentos y bebidas pueden llegar a los nervios a través de los túbulos, lo que resulta en sensibilidad dental.


Alimentos que evitar

Identificar cuáles son los alimentos responsables de su dolor le permitirá enfocarse en los que sí debe consumir para mitigar la irritación. Los alimentos más frecuentemente asociados con el dolor de los nervios dentales son los calientes y los fríos, los azucarados y los dulces, así como los ácidos y los agrios. Recuerde que las bebidas también están incluidas en estas categorías. El agua helada, el café y el té helado o caliente también pueden hacer que se estremezca de dolor, según la ADA. Cualquier alimento con un contenido alto de azúcar, como los postres, los refrescos y las bebidas deportivas, puede contribuir a la erosión del esmalte.


Cómo queda expuesto el nervio

Cuando se consumen en exceso, estos alimentos son el primer paso para dejar expuesto al nervio dental. Pero incluso los alimentos saludables pueden contribuir al problema.

Las frutas como los limones y las toronjas tienen un nivel de pH que debilita el esmalte protector que envuelve los dientes, al igual que el café y los dulces. No se insinúa que no coma ninguno de los alimentos mencionados, pero, como dice el dicho, cada cosa con moderación. Tome en cuenta que ciertos alimentos pueden empeorar un problema que podría repararse simplemente con el uso regular de una crema dental fortalecedora del esmalte.

Igual que con otras condiciones bucales parecidas, puede evitar el dolor de los nervios dentales con una buena higiene bucal. Una boca saludable comienza por cepillarse los dientes al menos dos veces al día. También es importante que no olvide usar hilo dental. Tome en cuenta que las revisiones dentales regulares son otro elemento crucial. Su dentista es una buena ayuda para reconocer cualquier problema dental que pudiera presentarse, además de que puede apoyar sus esfuerzos en materia de cuidado bucal si están funcionando.

La finalidad de este artículo es fomentar la comprensión y el conocimiento de temas generales de salud oral. Su propósito no es sustituir la opinión, el diagnóstico o el tratamiento profesionales. Solicita siempre la opinión experta de tu dentista u otro proveedor de salud Calificado y Dile siempre cualquier pregunta que tengas en relación con alguna enfermedad o tratamiento médico.

OTROS ARTÍCULOS

SENSIBILIDAD DENTAL

Definición

La sensibilidad dental se produce cuando el esmalte que protege los dientes pierde espesor, o cuando se produce la retracción de las encías, exponiendo la superficie subyacente, la dentina, y reduciendo, por lo tanto, la protección que el esmalte y las encías dan a los dientes y la raíz.

Causas

Si los alimentos o las bebidas calientes, frías dulces o muy ácidas, o si respirar aire frío, le provocan sensibilidad o dolor en los dientes o un diente, puede que usted esté sufriendo sensibilidad dental. La sensibilidad dental puede aparecer y desaparecer con el tiempo.

¿La sensibilidad dental da calambres a tu estilo?

La sensibilidad dental puede hacer que comer y beber sea una experiencia dolorosa. Pruebe uno de nuestros productos de alivio de la sensibilidad que, con el uso continuado, puede ayudar a prevenir futuras ocurrencias.