Dolor de oído y mandíbula: indicio de TTM

Hombre mayor con dolor de muela

El dolor facial puede tener causas no dentales, pero el dolor de oído y mandíbula, sobre todo en la zona de la articulación inferior, suele ser un signo del trastorno temporomandibular (TTM)

.

Tipos de TTM

También conocida por su término más específico ATM, esta afección se divide en tres categorías amplias, como indica la Asociación Argentina de Artroscopia:

  1. Dolor y problemas funcionales directamente relacionados con la propia articulación.
  2. Dolor de los músculos que sostienen la cabeza y el cuello.

  3. Dolor por un trastorno físico secundario en la zona de la articulación.

Sin embargo, la etiología es bastante subjetiva en cuanto al dolor y los problemas articulares. La alineación de la mordida, el apretar o rechinar los dientes, los traumatismos, el dolor muscular intenso, la degeneración de la articulación, el estrés y los problemas emocionales similares se encuentran entre las posibles causas.

A quién acudir

No existe una especialidad dental reconocida para la ATM y el TTM. Algunas universidades tienen programas formales de formación para los odontólogos más interesados en el dolor facial. Muchos odontólogos lo estudian a raíz de las necesidades de los pacientes, que requieren un conocimiento específico para el tratamiento de estos problemas. No obstante, según el grado de complejidad, puede ser necesaria la intervención de un equipo odontológico con diferentes aptitudes.

Dolor agudo y crónico

No es inusual experimentar un episodio agudo de TTM, que puede resultar en una apertura limitada de la mandíbula, dolor al masticar, sensación de dientes desencajados y dolor de cabeza o cuello que se irradia hasta el oído. En algunos pacientes, el problema se transforma en una situación crónica. El dolor crónico o permanente puede ser difícil de diagnosticar y requiere un tratamiento más complejo.

Tratamiento

El tratamiento conservador y reversible siempre debe ser el primero en explorar, incluso en una afección que se considera crónica. Esto puede incluir simplemente dar tiempo al organismo para sanar. Las siguientes medidas pueden ser tomar medicamentos antiinflamatorios y una dieta más suave. No obstante, es posible que se necesite una férula nocturna si se advierten signos de apretar y rechinar los dientes en el origen del problema.

Las personas que padecen TTM tienen que seguir una buena higiene bucal para evitar que este se agrave como consecuencia de otros problemas dentales. Para asegurarte de seguir la rutina adecuada, cepillate con Colgate®360 Sensitive Pro Alivio, especialmente en caso de rechinar los dientes, algo que con el tiempo puede desgastar la superficie de los molares. Tené la seguridad de que hay esperanza para los pacientes con dolor de oído y mandíbula, aunque más tarde desarrollen un trastorno de la articulación temporomandibular.

La finalidad de este artículo es fomentar la comprensión y el conocimiento de temas generales de salud oral. Su propósito no es sustituir la opinión, el diagnóstico o el tratamiento profesionales. Solicita siempre la opinión experta de tu dentista u otro proveedor de salud Calificado y Dile siempre cualquier pregunta que tengas en relación con alguna enfermedad o tratamiento médico.

OTROS ARTÍCULOS

Afecciones comunes durante la ADULTEZ

A medida que se envejece, el cuidado dental de los adultos es muy importante. A continuación se presentan algunas de las afecciones que tener en cuenta:

Enfermedad de las encías – si ha reducido su rutina de cepillado y uso de hilo dental y ha dejado de lado sus limpiezas dentales regulares, puede aumentar la placa bacteriana y el sarro de sus dientes. La placa y el sarro si se dejan sin tratar pueden dañar de forma irreparable los maxilares y las estructuras de soporte, lo que puede provocar la pérdida de dientes.

Cáncer bucal – de acuerdo con el National Institute of Dental and Craniofacial Research (Instituto Nacional de Investigación Dental y Cráneo-facial), los hombres mayores de 40 años son los que tienen más riesgo de contraer cáncer de boca. A alrededor de 43 mil personas se les diagnosticará cáncer de boca, lengua o garganta, y el ACS estima que cerca de 7 mil personas morirán a causa de estos tipos de cáncer. El uso de productos derivados del tabaco y el alcohol aumentan el riesgo de tener cáncer de boca. La mayoría de los cánceres bucales son diagnosticados primero por el dentista durante un chequeo de rutina. 6

Rotura del empaste dental – Los empastes duran de 8 a 10 años, pudiendo durar hasta 20 años o más. Cuando el empaste comienza a romperse, el alimento y las bacterias pueden entrar debajo de ellos y cariar profundamente los dientes.

Mantenga sus dientes limpios con una rutina de salud oral

Establecer una rutina de salud oral es importante para una boca sana. Pruebe uno de nuestros productos de salud oral para ayudarle a establecer un programa.